JULIA LAGE | La música como propósito y poder transformador | ROBERTO GARZA | Abril 2024

Espíritu mexicano | IRMA IDALIA CERDA | Octubre 2023

Por: Irma Idalia Cerda
Fotografía: Especial


Espíritu mexicano

El pasado mes de septiembre, reforzamos nuestra identidad nacional, nuestro orgullo por ser mexicanos. Las banderas de diferentes tamaños invadieron las calles de todas las ciudades de la República Mexicana para alegrar el panorama urbano con el verde, blanco y rojo.

Los que somos mexicanos tenemos ese espíritu patriótico que nos caracteriza; el ¡Viva México! nos sale de lo más profundo de nuestras entrañas y entonamos con respeto el himno nacional.

Lo que sí, criticamos a los políticos mexicanos, detestamos la corrupción en México, la discriminación y clasismo que existe entre nosotros mismos ; pero sí alabamos el esfuerzo y la voluntad de cada uno de los mexicanos para salir adelante y enfrentar día a día el reto de estirar el gasto a fin de quincena o de mes.

Para los mexicanos no hay un “no puedo” por respuesta, porque sacamos la casta ante las situaciones más difíciles, y para muestra está la pandemia, que sacó lo peor, pero también lo mejor de nosotros mismos, y como mexicanos podemos decir que si bien nos desequilibró toda esa situación, no nos tumbó.

El terremoto de 1985 y el terremoto de 2017 fueron dos acontecimientos que dejaron huella la historia de México, en los que también quedó demostrado que el pueblo de México resurgió de entre las cenizas como el ave fénix .

Hay muchas cosas por las que nos sentimos orgullosos de haber nacido en esta “tierra bendita de Dios “, como nuestra gastronomía, nuestra historia, nuestras bellezas naturales, nuestra filosofía de vida, por mencionar algunas.

En este sentido, me refiero a que como dice el dicho: “ no se nos atora nada” y siempre resolvemos cualquier problema “a la mexicana”, ya sea de tipo mecánico o eléctrico, con herramientas inventadas a veces también por nosotros mismos.

Cuando un extranjero piensa en México, piensa en los colores, en la música, en la diversión, en la algarabía, en la amabilidad de la gente, en la calidez y en otras muchas cosas agradables que hacen que nuestro país sea un destino atractivo.

Claro que también como mexicanos tenemos muchas fallas y errores, por lo que hay que destacar lo bueno y corregir lo malo; como algunos malos hábitos que tenemos arraigados como el ser apáticos, ya que posponemos planes y proyectos cuando los podemos iniciar de manera inmediata.

Pero que no se pierda el espíritu mexicano, que siempre nos acompañen el verde, blanco y rojo, y que nuestra sonrisa y sencillez sea el sello distintivo cuando vayamos a otro país, para que digan: “ mira, ese (a) tiene pinta de mexicano (a)”

¡Viva México! 

irma_idalia@hotmail.com