MARTÍN ACHIRICA | Eutanasia para vivir | ROBERO GARZA | Noviembre 2021

FRANCISCO DE LUNA | En Busca de la Adicción por el Teatro | Roberto Garza | Marzo 2020



Por: Roberto Garza
Fotografía: Gabriela Arenas

Desde muy pequeño Francisco Rodríguez de Luna, mejor conocido en el ámbito teatral como “Francisco de Luna” sabría que el teatro se convertiría en su pasión de vida. El octavo de una familia de ocho hijos, no es sólo actor, sino también es director de escena, productor ejecutivo, diseñador de vestuario y profesional en el maquillaje escénico.

El artista autodenominado como enamorado del teatro, nos compartirá a través de una agradable charla, sus inicios, proyectos, el porqué es difícil dedicarse al teatro en México y su interesante opinión acerca de nuestro teatro local.

¿Qué representa para ti el teatro?

“El teatro para mi es una necesidad espiritual, es mi forma de conectarme un poco más allá y de tener una relación directa con una energía sensible. Verdaderamente siento que yo no elegí hacer teatro, sino que el teatro me eligió a mi desde que era yo muy pequeño”.

¿Por qué tus padres te llamaron Francisco? 

“Me llamaron Francisco porque en camino a la maternidad, un tránsito detiene a mis padres y al ver que mi madre ya estaba a punto de dar a luz, le ofrece a mi padre abrir camino entre el tráfico para llegar más rápido al hospital. Desde ahí creo que mis padres sabían que yo iba a ser especial. Pocas horas después mi padre, frente a la Iglesia del Carmen, le pide a Francisco de Asís que salga todo bien en el parto y ofrece ponerle su nombre al bebé. Finalmente me llamaron Francisco en honor al Santo de Real de Catorce”.


¿Cómo y cuándo inicia Francisco de Luna en la actuación?

“Desde niño fue asombroso para mi madre, que yo no quisiera levantarme temprano para ir a la escuela, pero si para ver el programa de “Cachirulo” los domingos. Razón suficiente para que mis padres decidieran llevarme junto con mis hermanos, al Teatro del IMSS a ver una obra de “Cachirulo”. Al terminar la obra, le pido a mi madre que me lleve a los camerinos para saludar a los actores y al descubrir el teatro “por dentro” nace también esa conexión y la certeza de que el teatro sería mi camino. Recuerdo que al día siguiente, reproduje la obra en mi casa con el apoyo de primos y vecinos. Todo eso ocurrió cuando yo tenía sólo cinco años de edad”.

“Años después, al yo graduarme de la carrera de Contador Público y Auditor en la Universidad Autónoma de Nuevo León, empiezo a estudiar teatro y a formalizar mi carrera como actor. Estudié dos años en el Centro de Estudios Teatrales que existía cerca de las instalaciones del Teatro de la Ciudad, para convertirme poco después en maestro de esa misma institución”

Como Matus en "El ejercito Iluminado"

¿Recibiste apoyo por parte de tus padres para tu carrera teatral? 

“De hecho yo estudié Contaduría Pública, debido a que mi padre no quiso apoyarme a que fuera a estudiar teatro a Veracruz o a la Ciudad de México. No quiso dejarme estudiar teatro porque me decía que eso no me iba a dejar dinero para comer, pero también porque al ser él de una familia tradicionalista, no podía aceptar que yo entrara a esa profesión. Inclusive me pidió que me quitara su apellido en caso de que yo decidiera dedicarme al teatro”.

“El verdadero apoyo lo recibí de mi madre”.

¿Quiénes fueron tus maestros durante tu preparación teatral? 

“Recuerdo a los maestros Luis Martín Garza, Enrique Fernán - dez, Rubén González Garza, Julián Guajardo, Delia Garda, Luis Lauro Garza Duque, Dora Irma Morantes, Mirna Corales, Gerardo Dávila, Reynold Pérez, Ana Laura Santamaría, Adolfo Torres y Víctor García, entre otros”.

Actualmente participas en teatro escolar, cuéntanos de la iniciativa y de los beneficios que deja a las niñas, niños y adolescentes. 

“El Programa Nacional de Teatro Escolar es un programa donde siempre me ha gustado participar, ya que me permite suscitar a los niños a que tengan contacto con el arte, algo muy relacionado a mi experiencia de vida”.

“Este tipo de proyectos permiten que los niños se fascinen con el teatro y que se motiven a querer volver como espectadores, al igual que como realizadores. Estoy seguro que después de que los niños asisten a una función de teatro escolar, más de uno, se maravilla con lo que ve y dice: “yo quiero hacer eso”. Al estar en contacto con el teatro, el niño no sólo se interesa por la actuación, sino también por la iluminación, la producción, el vestuario, la dirección, la música, la danza, etc. Este programa es una oportunidad de decirle a las niñas y niños que existe el teatro y que ellos mismos lo pueden realizar en su casa con los elementos que tengan a la mano”.


¿Qué valores debe tener un joven que quiera incursionar en teatro?

“El valor principal tendría que ser el trabajo en equipo, ya que inclusive los monólogos requieren de un gran equipo para producirlos. Se necesita también honestidad, entrega, amistad, humildad, empatía, convicción, lealtad y mucho esfuerzo”.

“La gente de teatro tenemos muy claro que trabajamos con personas y para las personas. El humanismo tiene que existir en esta profesión. Es importante que cada palabra, gesto y ademán abracen al espectador. Para poder dedicarte al teatro debes estar enamorado del teatro, debes también saber como bajarte de tu ego y aprender a escuchar para crecer”.

Has participado en proyectos de cuentos interactivos como empresario y cuenta cuentos. ¿Los proyectos siguen actualmente?

“Desde hace cuatro años participo en el programa de radio “Contando Cuentos con Francisco de Luna”, donde narramos cuentos para niñas y niños de manera interactiva. Los cuentos que contamos pueden ser leídos y escuchados en la página del Fondo Editorial de Nuevo León. Las palabras que se van mencionando en la narrativa, se van iluminando, reforzando e incentivando así la lectura en los niños”.

“También hacemos narraciones en vivo de estos cuentos en escuelas, ofreciéndolos de manera gratuita a todas las niñas y niños”.

¿Es difícil dedicarse al teatro en México?

“Es muy difícil, ya que no hay apoyos reales de gobierno para los actores, generalmente no tenemos seguro social ni tampoco generamos antigüedad en ninguna institución”.

Adicionalmente, cuando se deja de hacer teatro inclusive por corto tiempo, la gente nos olvida con mucha facilidad. El teatro es muy cruel, ya que por ejemplo en el caso del cine y la televisión, siempre queda el registro para futuras reproducciones”.

Preguntas rápidas


1. ¿Cine o Teatro? Teatro 

2. ¿Mejor actor teatral nacional? ¿Internacional? Ignacio López Tarso y Daniele Finzi

3. ¿Mejor actriz teatral nacional? ¿Internacional? Karina Gidi y Antonia San Juan 

4. ¿Obra de teatro mexicana preferida? ¿Internacional? El Monólogo de “Divino Pastor Góngora” y “La Casa de Bernarda Alba” interpretada por artistas yugoslavos. 

5. ¿Netflix? El principal enemigo para que haya público en las salas de teatro. Quisiera que la gente encontrara la misma adicción que genera Netflix, pero en el teatro.

¿Qué opinión tienes sobre el teatro local? 

“Me he dado cuenta que cada vez hay más personas que quieren estar sobre el escenario, no siendo actores muchos de ellos. Es común que la gente se confunda y se denomine actor o actriz profesional, simplemente porque curso una licenciatura en artes escénicas o porque participó en alguna puesta teatral en alguna universidad. Actualmente no existe una segmentación clara del teatro universitario, amateur, de iglesia, de revista, experimental, etc.”. “Existe una falta de honestidad de la gente que estamos en teatro, porque muchos se denominan profesionales, siendo que aun les falta mucho por aprender y camino por recorrer”.

¿Nuestro teatro local ha crecido en cantidad y calidad?

“Lamentablemente en el área metropolitana de Monterrey, hemos crecido en cantidad de espacios, de actores y de directores, pero desgraciadamente en calidad no lo hemos hecho”.

“Actualmente los espacios teatrales aceptan de todo, porque el chiste es tener el espacio con movimiento y cumplir con el objetivo de que las salas estén funcionando y con gente. El fenómeno del teatro en breve permite con más facilidad que estas cosas sucedan, dando en muchas ocasiones una mala impresión de lo que es el verdadero teatro”.

“Si no se pone un filtro, la gente se confunde y si es la primera vez que van al teatro por ejemplo, piensan que ese es el teatro que identifica a Monterrey. Siento que antes la ciudad tenía más gente de respeto en el ámbito teatral”.

¿Qué se puede hacer para impulsarlo y fortalecerlo?

“Dejar que las obras exitosas de cada temporada, puedan permanecer más tiempo exhibiéndose, ya que en ocasiones cuando la gente se da cuenta de ellas, ya no están disponibles”. “Tenemos que encontrar una fórmula para el manejo de la publicidad. Dársela a una obra de teatro sale muy caro y cuando lo hacemos de manera independiente, se convierte en algo prácticamente imposible. Por otro lado, la publicidad en redes sociales es más barata, pero desgraciadamente en ocasiones es poco efectiva, porque le llega a gente que no es de Monterrey o simplemente porque sólo la ven tus amistades”.

“Recuerdo que antes existían más espacios de radio y tele - visión donde poder ir a promocionar obras y eventos, ahora el tiempo se volvió dinero y los medios de comunicación te quieren cobrar todo, alejando esto a la publicidad todavía más de nuestra industria teatral”.

“Como empresario teatral estoy trabajando junto con Carlos Chávez, originario de Perú, en un montaje que se titula ‘Demonios en la Piel - La Pasión según Pasolini”

¿Estás de acuerdo con el término “Teatro Comercial”?

“Nunca he estado de acuerdo con ese término, porque la realidades que todos los actores estamos buscando comercializar lo que 23 hacemos. A todos nos interesa que se venda nuestro trabajo. En ocasiones se le denomina teatro comercial al teatro de comedia ligera, el cual es comúnmente menospreciado por cierto círculo intelectual de la población, pero te prometo que es el mismo esfuerzo, si no es que más, el que se imprime en ese teatro, ya que hacer reír es mucho más difícil que hacer llorar y te exige una mayor cantidad de adrenalina y desgaste”.

¿Qué figura rescatarías de nuestro teatro local?

“Indiscutiblemente la figura del productor, hablando del productor como la persona que crea la sinergia para que un trabajo exista y tenga éxito comercial”.

“Quisiera que la gente encontrara la misma adicción que genera Netflix, pero en el teatro”

¿En qué proyectos participas actualmente y qué proyectos tienes a futuro?

“Este año ha estado muy movido, en enero pasado estrenamos “Madrugada en Svalbard” bajo la dirección de Luis Martín y actuando Lupita Treviño, Carlos Fernández y un servidor. La obra se presenta en Casa Musa todos los viernes por la noche”.

“El 18 de febrero se estrenó la “Opera Fausto” donde participo como diseñador de vestuario, en una única función en el Auditorio San Pedro. Esperamos todos que pronto existan funciones adicionales de esta ópera, ya que fue un éxito donde participamos muchas personas”.

“En febrero estrenamos también el Programa Nacional de Teatro Escolar, con la obra “Astros” y donde yo participo como Productor Ejecutivo. Este año el programa consta de 40 funciones distribuidas en los municipios de San Pedro, Escobedo y San Nicolás. Estimamos poder llegar a cerca de 30,000 niños a través de este programa, que tiene el objetivo de acercar el teatro a las niñas y niños”.

“Continuamos este año con el programa de radio “Contando Cuentos con Francisco de Luna”, todos los miércoles a las 7:00 am por la 102.1 y los domingos en repetición a las 8:00 am. Este año cumplimos ya media década con el programa”.

“Importante por mencionar es que tengo pendiente iniciar la dirección escénica de dos óperas en la Escuela Superior de Música y Danza. En éstas participarán alumnos de canto, orquesta de cámara y varios maestros. Son dos óperas cortas que esperamos poder estrenar en el mes de mayo”.

Con Sylvia Pasquel en el estreno del monólogo “Nahui Ollín” en 2019.

“Como empresario teatral estoy trabajando junto con Carlos Chávez, originario de Perú, un montaje que se titula “Demonios en la Piel - La Pasión según Pasolini” que trata de la vida de Pier Paolo Pasolini, el cineasta italiano. En estos momentos estamos precisamente buscando dónde poderla mostrar, ya que mi idea es no hacerlo en un teatro formal, sino invadir un espacio. Un lugar como el Museo del Obispado, el Museo de Historia Mexicana o el Museo de Culturas Populares en el Barrio Antiguo, pudieran ser opciones perfectas para esta obra; de hecho estamos en pláticas actualmente con este último espacio para que eso suceda. Desgraciadamente, por la fuerte temática de la obra, su trama y los desnudos que aparecen en la misma, nos ha sido difícil conseguir un espacio para mostrarla. Es cuando nos damos cuenta que Monterrey sigue siendo una ciudad de doble moral”.

“Estoy también participando este año en el Congreso Anual de Mary Kay como maquillista, con quienes llevo 23 años consecutivos haciéndolo; al igual que en la temporada de la obra “El Ejercito Iluminado” en el Centro Cultural Helénico de la CDMX”.

Semblanza Francisco de Luna

Egresado del Centro de Estudios Teatrales (CET) del ICNL; ha tomado cursos con Sam Kerson de Dragon Dance Company de U.S.A, Bérengére Altieri-Leca, Jean LucPriano y Martin Chaput de la Cía. de Philip Genty; Hughes Roche de la Cía. Les Matapeste de Francia, Claudia Mader del grupo austriaco Carpa Theater, el maestro Eugenio Barba del Odin Teatret de Dinamarca,con el argentino Gabriel Cosoy, con la actriz de cine mexicano Luisa Huertas, con el español José Sanchís Sinisterra fundador de El Nuevo Teatro Fronterizo de Madrid. 

Con más de 25 años de trayectoria ha trabajado con grupos como: Granteatro, Producciones Hernán Galindo, Profesionales del Teatro A.C. y Cía. Gorguz Teatro; Con directores de escena como Hernán Galindo, Angel Norzagaray, Sergio García, César Aristóteles García, Lope Nieto, Luis Martín y Alberto Ontiveros. 

Ha participado en importantes eventos como el XXI Internacional Hispanic Theatre Festival de Miami Florida, en numerosas obras de Teatro como: “El Padre Mier”, “La Vida es Sueño”, “Los Niños de Sal”, “Divino Pastor Góngora”, “Molière”, “El Eterno Fugitivo”, “La visita de la Vieja Dama”, “Polvo de Mariposas”, “Te juro Juana que tengo ganas”, “Los chicos de la Banda”, “No murieron por la Patria” y “El Ejército Iluminado” entre otras. 

También es Director de Escena, Productor Ejecutivo, diseñador de vestuario y maquillaje escénico.