MIGUEL SAHID | En acción por la actuación | EDU TIJERINA | Noviembre 2021

Empresas que enferman VS Empresas que forman | JOSÉ GERARDO GARCÍA REYES | Febrero 2019

Por: José Gerardo García Reyes
Fotografía: Archivo


Empresas que enferman VS Empresas que forman

Las Empresas que Forman están evolucionando hacia la adaptación, la apertura, la escucha empática, el acompañamiento y los consensos.

Empresas que Enferman Algunas empresas consideran que son exitosas porque económicamente les va muy bien, sin embargo, no cuentan con descripciones, procesos o inventarios que ayuden a garantizar el proceso o producto. Al no estar nada documentado el proceso de educación y capacitación de una persona se complica y generalmente los roles son confusos y la calidad no es garantía.

La rotación no es problema, ya que en su planteamiento siempre habrá personas interesadas que quieran trabajar. Las condiciones de seguridad son nulas, los salarios y el trato con sus trabajadores deja mucho que desear. Cuando se habla de la importancia de los valores como parte de la cultura organizacional, algunos jefes hasta se ríen y comentan que ahí no son instituciones de beneficencia. Algunos ni cuenta se dan de las pérdidas o mermas que tienen, debido al descontrol o robo de los mismos trabajadores que no sienten la mínima lealtad a sus patrones. Algunos justifican el mal trato como la única manera para hacer trabajar y reaccionar a sus trabajadores. “Es en la manera que entienden”, comentan. Otros los presionan poniéndoles metas y resultados cada vez más difíciles de lograr, que terminan enfermando a sus mejores colaboradores, afectando a sus familias y poniendo en riesgo su salud mental.

El liderazgo que se practica es a través del miedo y no se acostumbra el reconocer los esfuerzos ni los buenos resultados de sus colaboradores.

Empresas que Forman 
Por otro lado, también hay que reconocer que existen empresas que cuentan con los conocimientos y estrategias actualizadas que les permiten ser flexibles ante los cambios y enfrentar con dignidad las nuevas formas de trabajo. Estas empresas han tenido que adoptar equipos multidisciplinarios para poder hacerle frente a nuevas situaciones y realidades. Saben adaptar nuevos liderazgos colaborativos y transformadores, aprenden el uso de las nuevas tecnologías para eficientizar procesos, mejorar los canales de comunicación, son conscientes de su responsabilidad social y participan activamente en causas específicas o campañas de concientización que ayuden a mejorar la vida de sus trabajadores y de sus familias.

Se preocupan por tener clara su filosofía, valores y código de ética que permita respetar dignamente a cada uno de los colaboradores y no escatiman en la formación de sus líderes en todos los ámbitos; comprometiéndolos a ser verdaderos líderes morales que puedan inspirar con su actuar a los demás. No solapan la corrupción, la falta de integridad, el maltrato, la prepotencia y el acoso en cualquiera de sus expresiones y tienen bien claras las reglas de actuación ante una desviación de conducta. Revisan periódicamente sus procesos y realizan los cambios que consideren pertinentes. Promueven la sana convivencia con el personal y cuentan con apoyo profesional en caso de que se requiera ayudar a sus colaboradores.

Las habilidades y competencias de liderazgo están evolucionando hacia la adaptación, la apertura, la escucha empática, el acompañamiento, los consensos, evitar juicios que afecten el desarrollo y crecimiento de la persona.

www.desserconsultores.com.mx 


José Gerardo García Reyes 
Master of Clinical Health Counseling de St. Mary´s University of San Antonio, es socio fundador de Desarrollo Humano Consultores S.C., Asesor y Consejero de diferentes empresas e instituciones educativas, civiles y religiosas en México y otros países. Actualmente participa en proyectos de formación de tutores, acompaña a pequeñas empresas a constituirse y organizarse y promueveo ambientes dignos y saludables en organizaciones.