MARTÍN ACHIRICA | Eutanasia para vivir | ROBERO GARZA | Noviembre 2021

Circo, maroma y teatro | LA VOZ DEL PUEBLO | Julio 2020



DA TRISTEZA QUE EN ESTA OCASIÓN NO HAYA MUCHO QUE PUBLICAR DE CULTURA EN ESTA COLUMNA, y la razón es sencilla: Simplemente no esta pasando nada. “Nada de Nada” como diría el cantante y compositor italiano Marco Di Mauro.

Y es que con eso de que la Cultura y las Artes son todo menos una actividad esencial para nuestras instituciones y gobernantes, prácticamente todo se encuentra detenido.

Sería interesante ver si a nuestros representantes y autoridades se les ocurre algo más productivo que un “plantón” con pancartas frente al Palacio de Gobierno. Actividad en la que sólo fueron usados por unos legisladores hambrientos de medios de comunicación.

PUES CON EL MES DE JULIO EMPEZARON LAS QUIEBRAS OFICIALES EN LOS ESPACIOS CULTURALES, ya que ante el nulo apoyo que están recibiendo, cientos de restaurantes, galerías, bares y otros espacios que impulsan a la cultura, simplemente no serán capaces de abrir sus puertas nuevamente.

Los empresarios han tenido que rascarse con sus propias uñas y nadar “contra-corriente” para salvar lo que les queda (si es que les queda), teniendo como un gran ejemplo a SERGIO TREVIÑO “EL PÁJARO”, que es un verdadero guerrero, luchador y sobreviviente de las mil y una batallas.

Recientemente lanzó un evento ONLINE llamado “RESCATANDO UN MUSICANTRO”, donde presentará a cerca de 30 “Cancionistas” entre los que se encuentran Fernando Delgadillo, Nacho Llantada, el Mastuerzo, Ricky Luis, Alejandro Marcovich, Ricardo de Victoria y muchos otros que aun están por confirmar. Evento de primer nivel que se llevará a cabo el 1ero de Agosto, en el que se espera se pueda recaudar lo suficiente para llevar a flote al MUSICANTRO y a la emblemática TUMBA.

NO CABE DUDA QUE LA PANDEMIA FUE UN NEGOCIO REDONDO, NO SOLAMENTE PARA LAS COMPAÑIAS CELULARES, que hicieron su agosto con la alta demanda de datos por el “encierro”, sino también para las compañías de agua y luz, que no se tentaron el corazón a la hora de cobrar o cortar el servicio ante la falta de pago.

Y no faltaron tampoco las prácticas de empresas que ofrecen acumuladores a domicilio, esas tipo ELE TH, que después de que te cotizan algo por teléfono, cuando llegan contigo, resulta que tu auto requiere de un acumulador más caro. Y pues ni como hacerle… a pagarlo.

aculturaysociedad@gmail.com